Actividades Culturales

“La obra de Rulfo no sólo conecta a China y México, conecta a la literatura universal”: Zheng Shujiu, el máximo rulfista chino

Zheng Shujiu

Por Raúl López Parra

La primera vez que leyó la novela Pedro Páramo de Juan Rulfo fue en 1979, y por esas fechas ya estaba preparándose para iniciar su maestría en estudios hispánicos en la Universidad de Estudios Extranjeros de Beijing (BFSU, por sus siglas en inglés).

Treinta y seis años después y con 64 años de edad, el Dr. Zheng Shujiu, originario de Hebei, es uno de los más destacados hispanistas de China, especialista en la literatura latinoamericana y por mucho, el hombre que más ha estudiado la obra del escritor mexicano en el país asiático. Sus credenciales se pueden mencionar con toda naturalidad, pero su primer contacto con la obra de Rulfo no fue terso.

En el examen de admisión a la maestría le pidieron escribir un comentario sobre una novela española o latinoamericana, y como recién había leído Pedro Páramo, decidió analizarla.

Dong Yansheng, el primer traductor de Don Quijote del español al mandarín, y uno de los más célebres profesores chinos del idioma de Cervantes, conocido en los círculos académicos porque escribió El Español Moderno, libro de texto que usan prácticamente todas las universidades chinas, fue ni más ni menos el encargado de evaluar el trabajo de Zheng sobre Pedro Páramo, quien le otorgó una calificación apenas aprobatoria.”No entendiste la novela”, le dijo.

“Tal vez por mi carácter de persistencia o de terquedad, leí cinco veces Pedro Páramo y luego tomé la decisión de investigar sobre esta novela de Juan Rulfo para mi tesina de maestría”, comenta Zheng.

Tras su investigación, Zheng por fin captó la esencia de la novela. Nadie más le volvería a decir “no entendiste”, pero si le seguirían objetando sus estudios sobre el universo rulfiano. Así, su trayectoria profesional quedaría ligada a los murmullos que se escuchan en Comala.

Su terquedad y también su pasión por conocer a fondo la obra de Rulfo le motivaron a continuar sus estudios de doctorado y centrarse, por supuesto, en Pedro Páramo.

En 1986, Zheng se preparaba para estudiar becado en México, pero dada la crisis económica que vivía el país, que un año antes había sufrido el peor terremoto en su historia moderna, la beca le fue cancelada. Entonces el destino lo llevó a Colombia a cursar su doctorado en la Pontificia Universidad Javeriana.

Le dijo al director del posgrado que él quería seguir investigando a Pedro Páramo. “Tú no sirves para Rulfo”, le respondieron. La novela se había publicado en 1955, en ese tiempo hacía 30 años de su publicación, y sólo para leer la crítica de la obra y los estudios rulfianos se requería un año.

“Yo le dije sin vacilar al padre, porque era un jesuita, estoy decidido a dedicar un año entero en leer la crítica de Pedro Páramo e investigar sobre Juan Rulfo”.

Con la misma actitud perseverante con la que antes había hecho frente a sus profesores chinos, Zheng no se desanimó. Siendo un estudiante extranjero, nativo de un idioma tan radicalmente diferente al español, como el mandarín, el principal reto era encontrar un tema que aportara algo original sobre los estudios de Pedro Páramo, la cual, ya era considerada una de las grandes novelas del Siglo XX, traducida a más de 50 idiomas y por ende, una de las obras más estudiadas.

“Por cada página que Rulfo publicó (alrededor de unas 400) se había escrito alrededor de unas 300 cuartillas de análisis académicos. Esto haría un total aproximado de 12 mil páginas de crítica especializada en torno a Rulfo ya hacia 1990, según refiere el Dr. Alberto Vital, académico del Instituto de Investigaciones Filológicas de la UNAM y uno de los más reconocidos rulfistas de México.

“Es un acto de valentía escribir sobre Rulfo”, sostiene Vital.

En un principio, Zheng pensó hacer una investigación comparativa entre Pedro Páramo y Cuentos Fantásticos (en chino Liaozhai Zhiyi) obra clásica de la literatura china, cuya recopilación fue realizada por Pu Songling durante la Dinastía Qing, ya que en dicha obra también aparecen hombres reales, fantasmas y demonios.

 DSC_2186

Sin embargo, Cuentos Fantásticos no se había traducido al español en ese momento por lo que el tutor de Zheng no podía conocer la obra, asi es que le pidió que la tradujera.

“Yo no acepté, primero porque no me daba tiempo, segundo porque era muy difícil y tercero porque era de un lenguaje clásico chino”, recuerda Zheng.

Cambió su análisis y se abocó en investigar la mexicanidad y la estructura espacio- temporal en la novela de Pedro Páramo.

Así nació el libro La búsqueda constante del paraíso en Pedro Páramo de Juan Rulfo, el estudio que fue la tesis de doctorado de Zheng Shujiu, pero que estuvo guardado en sus archivos durante 26 años.

Durante su participación en el Primer Coloquio Internacional de Estudios Chinos y Mexicanos, organizado por la UNAM en México, celebrado en octubre de 2014, Zheng presentó una ponencia sobre la traducción al chino de Juan Rulfo, y ahí compartió con algunos de los más reputados rulfistas mexicanos, entre ellos el Dr. Alberto Vital.

Zheng recibió de sus pares algunos libros producto de sus investigaciones, pero él sólo tenía títulos en chino que, por supuesto, ellos no podrían entender.

Así le nació la idea de publicar su tesis. El escenario era más que propicio, ya que el Centro de Estudios Mexicanos (CEM) de la UNAM en China preparaba los actos para el 60 aniversario de la publicación de Pedro Páramo.

Producto de esta suma de esfuerzos, la casa editorial de la BFSU, el sello editorial más grande de China en la publicación en lenguas extranjeras, aceptó editar la obra de Zheng.

De este modo, el CEM de la UNAM y la BFSU, así como la Embajada de México organizaron la presentación del libro en el marco de los festejos del 60 aniversario de Pedro Páramo. El Dr. Alberto Vital fue el encargado de comentar la obra.

vital dr zhuang

La principal aportación de Zheng es que ofrece una visión de tres mundos simbólicos que aparecen en Pedro Páramo, los cuales están relacionados por un lazo de parentesco. El primero es el Paraíso de Comala en la evocación de algunos personajes, como la de Pedro Páramo, Susana San Juan, pero fundamentalmente de Dolores Preciado, al que llama el paraíso de la Madre. El segundo es un Infierno-purgatorio bajo la dominación de Pedro Páramo, que se extiende hasta después de la muerte de él, es el infierno del Padre. El tercero es el Inframundo de Comala, donde se encuentran algunos muertos ‘vivos’, con Juan Preciado como el personaje principal, éste es el inframundo del Hijo.

“El autor rompe dos cosas: la visión bipolar de una serie de análisis de la novela (el doctor Zheng Shujiu la cambia por una visión tripartita) y la visión enteramente negativa que parecería desprenderse de la novela”, según comentó el Dr. Vital durante la presentación del libro, ante un público que sobrepasó la capacidad del salón de usos múltiples en la Embajada de México en China.

Zheng Shujiu, continuó Vital, ha dedicado 40 años de su quehacer académico para convertirse en un enlace primordial entre las culturas en lengua china y las culturas en lengua española.

En entrevista por separado, se le cuestiona al Dr. Zheng Shujiu ¿cuando escucha Pedro Páramo qué es lo primero que le viene a su mente?

“No, en realidad no lo escucho, lo leo. En realidad me suena raro el nombre del personaje como el título de la novela. En México se habla de Pedro Páramo sin conocer al autor de la obra y saber de dónde ha salido el personaje, que era tan conocido. Pedro puede implicar piedra, Páramo es desierto. Es una piedra tan dura y estéril como el caso del personaje que tiene cantidad de hijos. Un hijo fue quien le dio la muerte y muchos años después otro hijo viene en la búsqueda, acompañado por los recuerdos de la madre que es Dolores Preciado. Finalmente, también muere en ese infierno causado por el padre para entrar a otro mundo. Es un círculo, pero yo digo que no es un círculo vicioso sino que tiene alguna salida, tiene alguna perspectiva y futuro”.

DSC_2199

¿Qué representa participar en este 60 aniversario de la novela Pedro Páramo?

“Ahora en China nos encontramos en un momento histórico muy importante con la política de apertura, que no solamente es económica sino también es cultural, y debemos conocerla y mezclar nuestra cultura con la de otras partes. La publicación de este libro, que fue mi tesis doctoral, es un aporte no sólo entre México y China, sino de forma universal, porque Rulfo es universal”.

El Dr. Zheng Shujiu no tuvo oportunidad de conocer en persona a Juan Rulfo, ya que cuando visitó México, en 1986, el escritor se encontraba muy enfermo y posteriormente falleció ese mismo año.

Pero sí conoció a su familia, su esposa e hijos, a quienes les invitó a cenar. Atesora las fotos de ese encuentro. A ellos les impresionó saber que en China estaban interesados en la obra de Rulfo, pero le advirtieron a Zheng que no les preguntara nada sobre su obra. “No somos investigadores, somos sus familiares”, le dijeron. Así es que hablaron mucho pero sobre las cosas de la vida.

Y en estos asuntos de los vivos, el Dr. Zheng Shujiu pudo homenajear a Juan Rulfo al presentar su obra en el marco de los 60 años de Pedro Páramo.

Al mismo tiempo, y sin notarlo, el libro del Dr. Zheng también se convirtió en un homenaje para él, quien es identificado entre los colegas de su país como el más latinoamericanista entre los hispanistas chinos.

DSC_2276

“El señor Zheng es un pionero de los estudios de español y de los estudios de la literatura mexicana y por su trayectoria nos da mucho gusto tenerlo aquí y abrirle las puertas de la Embajada para presentar este gran trabajo sobre Juan Rulfo”, indicó el embajador Julián Ventura.

El diplomático agregó que la Embajada de México en colaboración con la UNAM aspira a ser un centro de difusión de lo mejor de las expresiones artísticas y culturales de su país, y qué mejor que presentar las investigaciones de los académicos chinos para un público chino ávido por conocer más sobre la cultura mexicana.

El reconocimiento también vino del Vicerrector para Relaciones Internacionales de la BFSU, Yan Guohua, quien enalteció la vocación académica del Dr. Zheng.

Mientras que la Vicedirectora General de la casa editorial Foreign Language Teaching and Research Press, Xu Xiuzhi, expresó su satisfacción por esta contribución de un académico chino a los estudios especializados de literatura en español.

DSC_2278

Firmando libros, tomándose fotos, emocionado y sonriente, el Dr. Zheng Shujiu sabe que ha hecho una importante aportación a la difusión de la cultura mexicana en China y lo saben también quienes le rodean, el público, los académicos, sus alumnos, sus familiares y en especial su esposa y su hija; ella también ha seguido sus pasos y se dedica a la enseñanza del español.

En palabras del Dr. Alberto Vital: “¿Qué sería de nosotros sin esos enlaces, sin esos hilos conductores, sin esos puentes entre idiomas y entre culturas?” como lo ha sido Zheng Shujiu, sin duda, el máximo rulfista en China.